lunes, 1 de febrero de 2010

Incorporando

Soy consciente que mis momentos de debilidad están ahí y posiblemente estén durante mucho tiempo.

Me entristece pensar en la situación, en lo que fue, es y no será. Pero sabiendo que son eso: "momentos", más o menos duraderos en minutos, horas o días, que pasan, aún a sabiendas que volverán.

Eso ya lo sé y también sé que debo incorporarlos en mi vida normal. Y que si en un momento estoy con esa debilidad seguro que mañana estaré con más fuerza.

Como me dijo alguien, "quizás ya pasen años seguirás soltando alguna lagrimilla al recordar, pero eso no para tu vida"

9 comentarios:

Mar dijo...

al final sólo nos queda seguir caminando y con los mejores recuerdos como amuleto

y siempre será mejor liberar todo eso y dejarlo salir cuando el vaso se llena de nuevo :) un besito!!

bea dijo...

recuerda es como la gripe...

vuelve por que sí, se pasa durante una temporada estás bien otra vez, cuando crees que estás supersana, vuelve a aparecer, cuatro días mal, se pasa otra vez...y un día ya ni cuenta te das de que no ha vuelto...y entonces vuelve, otros cuatro días... y dejas de darle importancia, simplemente pasas los cuatro días y ya está...sigues con tu vida.

be water...

Sashimi ÑamÑam dijo...

Pero a que cada vez duelen menos?
Lo importante es eso y que aprendas que a medida de que vayan desapareciendo, tú te "permites" el ver y vivir más allá del pasado. Venga, parece mentira que seas hermana de la petarda XDD

LA DESGRACIÁ dijo...

No te hagas pajas mentales, qeu somos muy proclives. No idealices y dolerá menos, hoy mismo he leído un post de desamores lésbicos:

www.capitanasinbarco.blogspot.com

Humm..no se si es así, o lacapitanasinbarco. Bueno, que da igual, la tengo enlazada

bss

Blau dijo...

TiaGuapa, pero vas a seguir??? que cuando vuelves... los días son mas largos.

Musus

dintel dijo...

Mira, lo mejor de la vida es sacarse "los muertos" que te caen encima. Luego te sientes ligera y esa ligereza conlleva felicidad.

Saltinbanqui dijo...

La vida no se para nunca, no te pares tu.
:)

Anónimo dijo...

Cada vez que tu llores alguien reirá porque cada una de tus lágrimas significará una posibilidad de poder ocupar tu corazon.

Nefer dijo...

A veces la melancolía es mala compañera pero siempre pasa y es como una tormenta, al día siguiente estás mejor.
Besos

 
Copyright © 2007 | Diseñado por BlogyWeb